A Little

About Us

Here you will be informed of all coming retreats so that you can reserve your spot for a life changing experience.

Morning Light Ministries offers opportunities for youth, women, and men who are looking to find hope, freedom, restoration and love in God through Jesus Christ. This ministry is not limited to within the United States, but reaches those throughout the world. Morning Light Ministries hosts retreats at outdoor camp sites. Most retreats are offered in English, Spanish and bilingual to help people grow spiritually in God and Bible studies to enhance their knowledge of the work of God.


Diario Devocional

Cual ciervo jadeante en busca del agua, así te busca, oh Dios, todo mi ser.


Recent

Blog Posts

EL TOQUE DE FE

EL TOQUE DE FE

 

Marcos 5:25-34

  Fue, pues, con él; y le seguía una gran multitud, y le apretaban.

 Pero una mujer que desde hacía doce años padecía de flujo de sangre,

 y había sufrido mucho de muchos médicos, y gastado todo lo que tenía, nada había aprovechado, antes le iba peor,

 cuando oyó hablar de Jesús, vino por detrás entre la multitude y tocó Su manto.

Porque decía: Si tocare tan solamente Su manto, seré salva.

 Y en seguida la fuente de su sangre se secó y sintió en el cuerpo que estaba sana de aquel azote.

 Luego Jesús, conociendo en sí mismo el poder que había salido de él, volviéndose a la multitud, dijo: “¿Quién ha tocado mis vestidos?”

 Sus discípulos le dijeron: Ves que la multitud te aprieta, y dices: ¿Quién me ha tocado?

 Pero él miraba alrededor para ver quién había hecho esto.

 Entonces la mujer, temiendo y temblando, sabiendo lo que en ella había sido hecho, vino y se postró delante de él, y le dijo toda la verdad.

 Y él le dijo: “Hija, tu fe te ha hecho salva; ve en paz, y queda sana de tu azote”.

                                         ¿Qué aprendemos?

Había una multitude que apretaba al Señor Jesús. Pero una mujer que había sufrido por 12 años de un flujo de sangre, ya sin esperanza y sin recursos monetarios, vio que venía Jesús, la única solución para su enfermedad. Ella había escuchado de los muchos milagros que había hecho el Señor Jesús, y dijo: “Si sólo le tocare seré salva”. Tomó fuerza y se unió a la multitud, pero con una meta de tocar Su manto para ser salva. Lo hizo con la fe que tenía. Posiblemente fue difícil acercarse, pero lo logró, y cuando lo tocó fue salva y sana.

 

Aprendemos que en ella se encuentra la fe, y luego actuó. El resultado que obtuvo por tocar al Señor no fue sólo su sanidad sino su salvación. Gloria a Dios. 

Jenny Guevara

My name is Jenny Guevara. I’m married to my husband Isaias Guevara. We are the parents of 4 beautiful daughters. Each one of them is especially formed, with their own personalities, but they are all girls after God’s own heart. Together we have learned a lot about patience and in trusting the Lord in the most difficult times. It is these times that my husband reminds me that “God has everything in control.” My passion is to share that we have a God that created us with a purpose and that there is nothing too difficult for him. Everything that we pass through God can and will use for good. I love him very much, but I don’t just want to say it. I want my life to show it.

EL SEÑOR PROVEERÁ

Apoyándose en Dios y disfrutando de la paz que él da.

Jeremías 29:11

Porque conozco los planes que tengo para ti “, declara el SEÑOR,” planea prosperarte y no hacerte daño, planea darte esperanza y un futuro.

El verso del día es Jeremías 29:11. Y vamos a dividir todas las promesas que Dios tiene para nosotros hoy en este versículo. Estos son los pensamientos que Dios tiene para nosotros. No los consejos de nuestros mejores amigos, ni nuestras familias, ni nosotros mismos, sino los de Dios. Pensamientos de paz.

La paz que Dios ofrece es diferente a la paz del mundo. No se basa en las garantías de su amigo o en la satisfacción de todas sus necesidades. Dios nos da paz incluso en los tiempos difíciles. Con Él puedes confiar en que todo va a funcionar para bien porque él tiene el control. Podemos ver esto en Marcos 4: 35-41. Aquí vemos a Jesús y sus discípulos cruzando el mar de Galilea cuando llegó una tormenta feroz y casi hundió el bote. Los discípulos conocían a Jesús. Habían visto lo poderoso que era. Hizo que los ciegos vieran, los cojos caminaran e incluso alimentaron a 5000 personas, ¡sin incluir a los niños! Aun habiendo visto todo esto, los discípulos creían en ese momento que iban a ahogarse. Estaban asustados y le dijeron al maestro “Maestro”, ¿no te importa si nos ahogamos? La Biblia dice

 

“Se levantó, reprendió al viento y dijo a las olas:” ¡Tranquilo! ¡Quédate quieto! Entonces el viento se apagó y estaba completamente tranquilo. Él dijo a sus discípulos: “¿Por qué tienes tanto miedo? ¿Todavía no tienes fe? “Estaban aterrorizados y se preguntaban:” ¿Quién es este? ¡Incluso el viento y las olas le obedecen!

A veces esto sucede en nuestras vidas. Olvidamos que Dios está con nosotros en los tiempos difíciles así como en los buenos tiempos. Y no tenemos paz. No nos damos cuenta de que él es nuestro príncipe de la paz. Que él es lo suficientemente poderoso como para sacarnos de los lugares más oscuros en los que estamos. La paz de Dios, que nos ofrece, supera toda comprensión. Se basa en nuestro conocimiento de Dios y nuestra relacion personal. El Senor no está aquí para hacernos mal, sino para darnos esperanza y un futuro.

HISTORIA DE LA VIDA REAL

Al principio de mi matrimonio mi esposo tenía que salir muy tempano en la mañana a trabajar. Un dia más o menos a las 8 de la mañana mi esposo regresó del trabajo. Él había sido despedido. Muchas cosas pasaron por mi mente. ¿Cómo vamos a comprar pañales? ¿Cómo pagaremos nuestras cuentas? Antes de que pudiera seguir, mi esposo hizo algo que nunca olvidaré. Fue a la nevera y la abrió. Luego se volvió para preguntarme: “Jenny, ¿qué tenemos en esta nevera?” El contino ablando, “De la misma manera que Dios ha proveído ahora, él proveerá en los próximos días.”  Nos tomamos de la mano y oramos juntos esa mañana y elegimos confiar en Dios. Dos semanas después encontró un trabajo y nunca nos faltó nada. Aunque humanamente me debía preocupar, pero escogí confiar que Dios proveerá. Esa es la clase de paz que Dios nos da.

Mateo 6:26

Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?

Jenny Guevara

Mi nombre es Jenny Guevara. Estoy casada con mi esposo Isaías Guevara por 35 anos. Somos padres de 4 hijas hermosas. Cada una de ellas está especialmente formada, con sus propias personalidades, pero todas son chicas según el corazón de Dios. Juntos hemos aprendido mucha paciencia y a confiar en el Señor en los momentos más difíciles. Mi esposo me a recordado “Dios tiene todo en control”. Mi deseo es compartir que Dios nos creó con un propósito y que no hay nada difícil para él. Todo lo que pasamos Dios puede usar para algo bueno en nuestra vida. Lo amo mucho. Pero no solo quiero decir. Quiero que mi vida lo demuestre.

Jesús sana a un paralítico

Jesús sana a un paralítico

(MARCOS 2:3-12)

Entonces vinieron a él unos trayendo un paralítico, que era cargado por cuatro.

 y como no podían acercarse a él a causa de la multitud, descubrieron el techo de donde estaba, y haciendo una abertura, bajaron el lecho en que yacía el paralítico.

 Al ver Jesús la fe de ellos, dijo al paralítico: Hijo, tus pecados te son perdonados.

 Estaban allí sentados algunos de los escribas, los cuales cavilaban en sus corazones:

 ¿Por qué habla éste así? Blasfemias dice. ¿Quién puede perdonar pecados, sino sólo Dios?

 Y conociendo luego Jesús en su espíritu que cavilaban de esta manera dentro de sí mismos, les dijo: ¿Por qué caviláis así en vuestros corazones?

 ¿Qué es más fácil, decir al paralítico: Tus pecados te son perdonados, o decirle: ¿Levántate, toma tu lecho y anda?

 pues para que sepáis que el Hijo del Hombre tiene potestad en la tierra para perdonar pecados (dijo al paralítico):

 A ti te digo: Levántate, toma tu lecho, y vete a tu casa.

 Entonces él se levantó en seguida, y tomando su lecho, salió delante de todos, de manera que todos se asombraron, y glorificaron a Dios, diciendo: Nunca hemos visto tal cosa.   

     ¿Qué aprendemos?  

Un hombre necesitado, paralítico y sin esperanza, tenía que depender de la gente.

Miramos que hay 4 hombres que le traían para que Jesús le sane, pero no podían entrar porque la casa ya estaba llena, pero aun así se atrevieron a bajarlo por el techo ¡Qué fe!

Y el Señor Jesús al mirar la fe de los amigos le dice al paralitico, “tus pecados te son perdonados”. Fue directamente al perdón de pecados. El Señor sabía que nuestra sanidad interna es muy importante. Primero perdonó sus pecados y luego le sanó físicamente.

Hoy podemos recibir esa salvación y sanidad interna si le pedimos. El Señor que nos ama lo hará. Juan 3:16 Por que de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en El cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. Está a nuestro alcance la salvación por medio del Señor Jesús.

Jenny Guevara

My name is Jenny Guevara. I’m married to my husband Isaias Guevara. We are the parents of 4 beautiful daughters. Each one of them is especially formed, with their own personalities, but they are all girls after God’s own heart. Together we have learned a lot about patience and in trusting the Lord in the most difficult times. It is these times that my husband reminds me that “God has everything in control.” My passion is to share that we have a God that created us with a purpose and that there is nothing too difficult for him. Everything that we pass through God can and will use for good. I love him very much, but I don’t just want to say it. I want my life to show it.

Parábola del hijo pródigo

Parábola del hijo pródigo

Lucas 15:11-32

También dijo: Un hombre tenía dos hijos;

12 y el menor de ellos dijo a su padre: Padre, dame la parte de los bienes que me corresponde; y el padre les repartió los bienes.

13 No muchos días después, juntándolo todo, el hijo menor, se fue lejos a una provincia apartada; y allí desperdició sus bienes viviendo perdidamente.

14 Y cuando todo lo hubo malgastado, vino una gran hambre en aquella provincia, y comenzó a faltarle.

15 Y fue y se arrimó a uno de los ciudadanos de aquella tierra, el cual le envió a su hacienda para que apacentase cerdos.

16 Y deseaba llenar su vientre de las algarrobas que comían los cerdos, pero nadie le daba.

17 Y volviendo en sí, dijo: ¡Cuántos jornaleros en casa de mi padre tienen abundancia de pan, y yo aquí perezco de hambre!

18 Me levantaré e iré a mi padre, y le diré: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti.

19 Ya no soy digno de ser llamado tu hijo; hazme como a uno de tus jornaleros.

20 Y levantándose, vino a su padre. Y cuando aún estaba lejos, lo vio su padre, fue movido a misericordia, corrió, se echó sobre su cuello y le besó

En esta parábola miramos a un padre con 2 hijos

Uno de ellos decide dejar el hogar donde se le provee todo y se lleva parte de su herencia. Su padre no le forzó a quedarse. El joven desperdicia todo.

Pero cuando pierde todo y mira que se encuentra solo y con hambre, hasta quiere comerse la comida de los cerdos. Dice la Biblia que él vuelve en sí y valora lo que tenía con su padre. Reconoce que ha pecado contra Dios y contra su padre. Decide regresar con su padre, pero con actitud diferente. No pide regresar como hijo sino como un trabajador. Su orgullo se terminó, reconoció el amor de su padre. Al regresar mira a su padre de lejos, posiblemente estaba orando por él. Cuando su padre lo vio sintió compasión por él. El padre corrió, se echó a su cuello y lo besó .

Así es el amor de Dios para con nosotros. Si nos arrepentimos, si volvemos en sí, el Señor está dispuesto a perdonarnos. Hoy Dios te da la oportunidad de arrepentirte, está listo para perdonarte, para darte un futuro, una esperanza.

Hechos 3:19

 Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio.

Jenny Guevara

My name is Jenny Guevara. I’m married to my husband Isaias Guevara. We are the parents of 4 beautiful daughters. Each one of them is especially formed, with their own personalities, but they are all girls after God’s own heart. Together we have learned a lot about patience and in trusting the Lord in the most difficult times. It is these times that my husband reminds me that “God has everything in control.” My passion is to share that we have a God that created us with a purpose and that there is nothing too difficult for him. Everything that we pass through God can and will use for good. I love him very much, but I don’t just want to say it. I want my life to show it.


Facebook


Twitter


Google-plus


Reddit


Pinterest